domingo, 12 de octubre de 2014

LA CULPA SIEMPRE ES DEL MAESTRO ARMERO, es decir, de los obreros.


@lecorbusier2



Si algo confirma el contagio del ébola en España es que la responsabilidad es siempre inversamente proporcional al salario, cuando más dinero ganas menos responsabilidad se tiene y los hombros de los que menos ganan soportan toda la responsabilidad que los de arriba no asumen. No solo hablo de la administración pública, hablo también de la empresa privada española las cuales organizativamente dan mucha pero que mucha pena.

Ejemplos miles.


TELEMADRID. Empresa del PP dedicada a la limpieza ideológica de los chanchullos de partido y culto a la personalidad del presidente de turno de la Comunidad Autónoma, despidió a cerca de 800 trabajadores que no gestionaban el ente y dejaron a la lepra dentro; los directivos a dedo y personal de confianza en diversas actividades conocidos como pesebreros. Los trabajadores con diversas escala salariales asumieron la mala gestión de los consejeros y directivos que en esa época estaban en torno a los 150000 euros al año de salario. El trabajador no gestiona pero es el culpable y los que gestionan se queda currando con sus insultantes sueldos en vez de habernos mandado a la cárcel por llevar a una empresa a la ruina y a los trabajadores y sus familias a la desesperación.

ACCIDENTE DEL ALVIA A SANTIAGO. Culpable, el conductor (que algo si tuvo) al que le caerá todo el peso de la ley y no a los directivos políticos de RENFE/ADIF que decidieron dar por bueno el trazado ferroviario peligrosísimo e introdujeron un sistema de frenado automático distinto al mas efectivo que se utiliza en España.

CONTAGIO DEL ÉBOLA. Culpable, la enfermera y no el gobierno central del PP ni el gobierno regional del PP por el desmantelamiento de la sanidad pública y por una nefasta capacidad de gestión de los asunto públicos y no digamos en cuestiones de crisis.

YAK 42. Culpable, no se sabe y si hay alguien los militares y no la banda de cuatreros del cuartel general y del gobierno del PP que decidieron que contratar una avión de “gasoil”, con pilotos borrachos y con más horas de jornada laboral que un reloj en vez de algo que por lo menos primara la seguridad. El responsable hoy es embajador en Reino Unido (y un gran patriota como no podía ser de otra forma).

METRO DE VALENCIA. Culpable, los usurarios que decidieron en la criminal curva ponerse a hacer la ola y no el Cotino ese, que pego el cerrojazo con los jueces afines de la Comunidad Valenciana para no destapar que los raíles eran de madera en vez de hierro para reducir coste y que la mordida fuera más sustanciosa.

MADRID ARENA. Culpables, los padres por mandar a sus hijas de fiesta y no el que permite las macrofiestas sin control léase ayuntamiento de Madrid del PP, Comunidad de Madrid del PP y la delegada del gobierno Cifuentes del PP también. Quiero detenerme un poco en esta mujer, heredera de Esperanza Aguirre pero más perversa, que no mando ni un solo policía bajo su mando y las manifestaciones pacificas de los trabajadores las llena de antidisturbios locos para abrir cabezas. Vergüenza la debería de dar pero creo que no la conoce.


No quiero ser pesado. Si ustedes quieren aportar algo nuevo al este resumen de caraduras y jetas lo pueden hacer más abajo donde indica “Comentarios”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

opina que es gratis y libre

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...