miércoles, 25 de diciembre de 2013

EL DISCURSO DEL REY (por navidad)



@lecorbusier2

Cada año nuestro monarca por esta fecha nos amarga la navidad con el discurso del estado de la nación desde una óptica monárquica, siendo esta noche una de las únicas que este hombre trabaja en algo conocido. No le escuche como es obvio porque me apunté a la campaña militante de “apaga la monarquía, enciende la república” ya que seguramente su relato iría en lo bueno que somos los españoles que les permitimos vivir como eso, es decir, como un rey y a cuerpo de rey, mientras millones de ciudadanos se desangran en esta crisis sin control donde cientos de pescadores buitres se están forrando y donde su yerno es pieza fundamental junto con su hija. No sé si esta vez habló de su modélica familia y el ejemplo que a todos nosotros nos quieren imponer pero que nos resulta más falso que un euro de madera. Es aquello de; vosotros no debéis de robar, aunque nosotros lo hagamos.
No sé si ustedes se habrán dado cuenta pero cada vez que sale este ciudadano a explicarnos por la televisión su moralina barata, más necesaria me parece la república y no es porque sea un sistema perfecto que seguramente no lo es, pero por lo menos si el que está nos sale un poco memo le podremos echar con la fuerza de nuestros votos. También dejaríamos a ver infantas corruptas y la maquinaria de estado a su disposición para salvarla el pellejo de los cambalaches realizados con el dinero de todos los ciudadanos. Y no digamos las labores de mantenimiento que realizamos también con dinero público de esa organización conocida como “monarquías sin fronteras” de esas ilustres familias de reinos sin tierra que también tenemos que aguantar.

Señor Juan Carlos métase su discurso por donde le quepa porque que no nos interesa lo más mínimo lo que usted nos pueda decir ya que usted está situado precisamente en el territorio donde ningún ciudadano decente y hay millones, de este país debiera de estar si queremos una sociedad libre, sana e igualitaria.


VIVA LA REPUBLICA

2 comentarios:

  1. Que pena de vida. Yo era un defensor a tope de la monarquia. Ahora paso de la monarquia de la republica y sobre todo de la estirpe politica existente en este pais independientemente del color de sus ideas. El pueblo al poder sobre todo la gente joven con ideas nuevas y un pasado limpio e igual hasta puro. H.V.S

    ResponderEliminar
  2. Nunca es tarde si el cambio es el correcto. Ya lo decía San Marx, el hombre es un ser social y las circunstancias de ahora no ha hecho cambiar... Bienvenido a la trinchera.

    ResponderEliminar

opina que es gratis y libre

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...