jueves, 15 de marzo de 2012

CONTITUCIÓN DE 1812, “LA PEPA”

Estamos tirando la casa por la ventana, oiga, en las celebraciones de la Constitución de Cádiz de 1812, con patrocinios incluso de El Corte Inglés, o la Cadena SER y todas las administraciones públicas al servicio otra vez de la propaganda. He de reconocer que sé poco de esta ley fundamentalmente porque me importa un bledo y porque  algo me dice que si estos fastos tienen tanta propaganda y apoyo mediático es que no sería tan importante para los trabajadores y por lo tanto para toda la sociedad. Lo único que he leído en el Mundo Obrero es que se entronizaba legalmente a la iglesia católica, y por lo tanto a Dios, con lo que eso ha llevado después en toda la historia reciente de España.
En este “rasgamiento” de las vestiduras público de esta carta magna, los chavales del instituto de mi hija van a leer fragmentos de la misma en público ante me imagino yo, escaso personal que asista a esos eventos.  A ella le importa también un bledo pero creo yo que más por su edad, que por las poses revolucionarias de su padre.
No sé si ustedes se acuerdan pero hace escasamente unos meses se cumplió en 80 aniversario de la República Española y por lo tanto su constitución, pasándose de puntillas por este aniversario. Parece ser que esta no interesaba tanto a los políticos, ni al capital que se conociera y que se apoyara con gran solemnidad por todos los estamentos públicos debiendo de ser esto por algo. Que tendrá la República Española, y no me vale el cuento del enfrentamiento entre españoles, para que se la tape, se la esconda, y se la olvide como se la está olvidando cuando ha sido la constitución más avanzada de la historia de España, incluida la de 1978, sin ser una constitución revolucionaria o bolchevique. Pero para que ustedes les quede claro mi postura con respecto a esto les diré que nunca entenderé (bueno si lo entiendo pero me hago el loco)  porque a la muerte de Franco no se volvió a la situación legal anterior al levantamiento militar, y se esa constitución tuviera que ser reformada para adaptarla a las nuevas realidades no se utilizó los procedimientos de reforma que ella misma contemplaba. Como ven, otra trampa más.
Seguimos siendo fichas de ajedrez que nos mueven a su antojo para conseguir sus propios objetivos y uno de esos movimientos magistrales son las manipulaciones informativas y el modelaje histórico a su antojo aunque esto conlleve olvidar la propia historia. El problema de todo esto es que nosotros nos consideramos como tal y nos dejamos mover como ellos quieren.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

opina que es gratis y libre

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...