jueves, 13 de enero de 2011

CIGARRILLOS PARTY

Ya se ha confirmado, los españoles en su conjunto somos tontos de capirote, o rematadamente tontos o unos batracios después de ver lo que se está montando con el dichisito derecho a poder fumar hasta en la sala de operaciones de un hospital y más cuando la política del gobierno de la nación nos agrede como seres humanos hasta límites que nadie ha sido capaz desde que Paco nos dejo no haciendo nada todos nosotros por paliar en lo posible todo esto. Me da que pensar que pueden hacer lo que quieran sin decir esta boca es mía por esa mayoría silenciosa en que nos hemos convertido.
En torno al derecho a fumar se ha creado lo que yo llamo el Cigarrillos Party donde se aglutina lo más casposo de la sociología española. En el encontramos la derecha de toda la vida, los franquistas recalcitrantes, los amantes de los toros, los empresarios de alterne o puticlubs con algunos de los bares de toda la vida y algún que otro españolito despistado y lo que se ha hecho con esta ley no es prohibir fumar sino solo regular el derecho a fumar con el derecho de los que no fuman. En el discurso facilongo los sabios de barra de bar dicen que lo que tienen que hacer es prohibir el tabaco olvidándose como se han puesto por esta nueva regulación que lo único que se pretende es no permitir fumar en sitios cerrados. Aquí si se prohíbe la venta del tabaco hay otra guerra civil con dos bandos perfectamente retratados.
Hay cosas que no me quedan muy claras y que son poco entendibles, por ejemplo: en un centro de enseñanza no se puede fumar cerca de la instalación pero si pueden pasar automóviles que dañan más a la salud que el tabaco resultando incongruente cuando lo que se pretende es defender la salud de los no fumadores. Otra cuestión es que se prohíba fumar en los parques infantiles y que en los campos de futbol, donde acuden multitud de niños, se permita o que los perros caguen como posesos en todos los sitios de ocio al aire libre y que no se haga nada por las autoridades.
FACUA que es una asociación que se dedica a la defensa de los consumidores se ha convertido en el brazo armado de esta ley, lo cual no me parece mal, alegando que lo único que hace es defender a la mayoría de los ciudadanos aportando formularios para la denuncia de los lugares donde se incumpla dicha normativa. Si estos de FACUA fueran tan maravillosos en la defensa de todos nosotros tendría que haber hecho algo contra las reformas laborales en las que hemos salido afectados todos los ciudadanos de este país aportando soluciones e informado de cómo debemos de actuar para paliar en los posible sus efectos.
Esto es España, ya lo sé, se donde vivo y donde me desarrollo, pero no me deja de sorprender. Media Europa está en pié de guerra por sus derechos y nosotros lo que pretendemos es tener el derecho después de desayunar de fumarnos un cigarro. Qué pena.
Ahora como he dicho antes, a por los perros, que estos también contaminan.

4 comentarios:

  1. Comparto lo que dices.

    Yo añado, y FACUA también podrida haber alertado de lo irracional, e insostenible de los precios de la viviendas y las obligaciones hipotecarias contraídas, por los consumidores, LAS PERSONAS, y un plazo poco prudencial, para garantizar una vida libre y digna.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Gracias, y llevas razón con respecto a FACUA ya que si tanto le importan las personas hay muchas cosas por las que empezar.

    Gracias por tu comentario

    ResponderEliminar
  3. Quisiera añadir que si bien como no fumador me congratulo de poder respirar aire más puro dentro de los recintos de ocio y espacios cerrados, tampoco puedo comprender porqué este gobierno obligó a hacer obras valoradas en muchos miles de euros a estos establecimientos para dejarles ahora con el culo al aire sin posibilidad ninguna de amortizarlas. O bien haces esta ley desde un principio o bien obligas a dividir en los lugares en que sea posible las dos zonas de fumadores y no fumadores de forma que unos puedan fumar y los otros estar libres de humos. Tampoco me parece ahora muy aconsejable el guirigay que se monta a las puertas de bares y discotecas donde todo el mundo sale a fumar y con sus gritos y voces perjudican a los vecinos del lugar. ¿De qué narices sirve ahora que las discotecas estén insonorizadas por dentro si casi toda la clientela se va afuera a montar la fiesta para poder fumar?. Pero claro esto es España. pensar que aquí podemos conducirnos con el civismo que exite en otros países es complicado. Pues ya veréis amigos míos cuando entre en vigor la ley esa que sanciona a los que insulten llamando tonto con multas que podrían alcanzar los 500.000 euros. Yo del gobierno pondría guardias en los campos de futbol y en las colas de los atacos de tráfico. Iban a arreglar el déficit de España en dos días. Al final, si continuamos de esta manera vamos a lograr vivir en un Estado tan totalitario que me río yo de los tiempos del tio Paco.¿Para cuándo leyes contra el chorizo y su alto nivel de coresterol?...

    ResponderEliminar
  4. Hay que tener claro que no se prohibe fumar, se regula el derecho de los que fuman y de los que no fuman. Otra consideración y viniendo de un prosovietico recalcitrante como yo, el estado debe de encargarse de la salud de sus ciudadanos y cuidar de que las empresas que nos minan la salud, tenerlas a rajatabla. A mi no me parece mal que el estado se encargue de estas cosas, entre otras que pueden ser mas necesarias que estas.
    Graicas por su comentario

    ResponderEliminar

opina que es gratis y libre

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...